06 de diciembre de 2023

Se cerraron los comicios que definen al nuevo presidente de los argentinos

Al cierre de los comicios, había votado alrededor del 76 por ciento de los votantes habilitados para sufragar.

La incógnita sobre quién será el próximo Presidente de la Argentina quedará revelada en las próximas horas tras concluir a las 18 el balotaje, aunque en algunas escuelas del país todavía había gente votando.

 Los resultados se conocerán de la última instancia electoral del año, entre Sergio Massa, de Unión por la Patria (UxP) y Javier Milei, de La Libertad Avanza (LLA), se conocerán después de las 21, tal como lo adelantaron las autoridades electorales. Una vez concluido el proceso electoral, comenzó el escrutinio. 

Pasadas las 16, ya había votado el 62 por ciento del padrón, superando el porcentaje de participación para esa misma hora de las elecciones generales del pasado 22 de octubre, según informó la Cámara Nacional Electoral (CNE). En las generales del pasado 22 de octubre, a las 16 había votado el 59 por ciento del padrón, por lo que en esta segunda vuelta se nota un incremento en la cantidad de votantes.

Unos 35 millones de argentinos estaban habilitados para votar en todo el territorio nacional y en el extranjero para designar al presidente que administrará al Estado durante los próximos cuatro años.

Fin a un largo año electoral

Con la disputa en las urnas de dos proyectos de país antagónicos, la segunda vuelta electoral pone fin al proceso con el que los ciudadanos decidirán quiénes reemplazarán en el Gobierno a Alberto Fernández y a Cristina Fernández de Kirchner para el período 2023-2027, es decir la renovación de los cargos del Poder Ejecutivo: Presidente y Vicepresidente.

El camino hacia esta definición se inició en agosto último, con las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO), y continuó el 22 de octubre, con las presidenciales.

Con esas dos votaciones, el electorado fue perfilando el orden de sus preferencias político-partidarias hasta este último tramo, en el que sólo habrá dos boletas en el cuarto oscuro: la de Unión por la Patria, con la fórmula presidencial Massa-Agustín Rossi, y la de La Libertad Avanza, con el binomio Milei-Victoria Villarruel.

Esos números confirmaron la realización del balotaje porque ninguno de los aspirantes más votados logró el puntaje legal necesario para consagrarse Presidente en primera vuelta.

Pero además los resultados astillaron los acuerdos partidarios puertas adentro de JxC, con el apoyo unilateral de un sector del PRO -alineado con Bullrich y con el expresidente Mauricio Macri- al postulante partidario y el enojo del resto de los miembros de la coalición: la UCR y la Coalición Cívica (CC).

Los comicios de octubre mostraron también, no sólo un viraje en las preferencias, sino un mayor caudal de votantes: hubo un 8% más de personas que acudió a las urnas en octubre (77,04%), en comparación con el 69% que lo hizo en las PASO de agosto.